Irving, Edward

Irving, Edward
Pastor presbiteriano, nacido en Dumfrieshire (Escocia). Educado en la universidad de Edimburgo, donde se graduó en 1809, fue un hombre de singulares dotes oratorias, que llegó a creerse un profeta enviado por Dios con un mensaje específico para el protestantismo británico. Respondió enseguida a una invitación para pastorear una pequeña congregación en Londres el año 1822. Su éxito como predicador fue tal, que en 1827 se construyó la gran Iglesia de Regent Square para poder dar cabida a las multitudes de todas las clases sociales que acudían a escucharle.

Por temor al liberalismo y desencantado del evangelicalismo, Irving quiso buscar en el pasado las soluciones a los problemas del presente. Pensó que una de las razones del poder de la Reforma esa su teología sacramental y, por eso, puso tremendo énfasis en la presencia y el poder del Espíritu Santo en la recepción del bautismo. Era, pues, el suyo un carismatismo sacramental.

Sus esperanzas se vieron confirmadas cuando entró en contacto con un grupo de anglicanos premilenaristas. Debido en parte a la influencia de Coleridge, creyó que era inminente la Segunda Venida de Cristo y vio en ello el gran remedio contra la herejía del liberalismo y la poca energía del evangelicalismo, con plena confianza de que, en un breve periodo anterior a dicha Venida, tendría lugar un espectacular, y postrero derramamiento del Espíritu Santo. En este nuevo ideal de escatología carismática, Irving condujo a su premilenarismo a J.N. Darby y otros primeros Hermanos de Plymouth, aunque éstos no compartan las ideas de Irving.

El siguiente paso en la trayectoria de Irving fue su convicción de que los dones extraordinarios del Espíritu Santo serían otorgados de forma ordinaria en el mencionado periodo previo a la Segunda Venida de Cristo. También desarrolló una Cristología que sostenía que el Hijo de Dios, al asumir la naturaleza humana, la recibió en su condición de caída, pero que la constante actividad del Espíritu Santo le preservaba del pecado.

Tales puntos de vista forzosamente tenían que enemistarle con la Iglesia de Escocia, de fuerte tradición calvinista. Esta oposición se acentuó cuando Irving anunció que Cristo triunfaría de modo universal. Finalmente, en la primavera del 1830 se corrió el rumor de que en la parte oriental de Escocia se había experimentado el fenómeno de hablar en lenguas y, al año siguiente, esto se mostraba en la Iglesia de Regent Square. Fue entonces cuando el presbiterio escocés prohibió a Irving predicar y le amenazó con la deposición. Irving y sus seguidores más fieles reaccionaron fundando la que vino a llamarse Iglesia Católica Apostólica, de la cual él fue designado el "ángel". Pronto fue dominado por los nuevos "apóstoles" que poseían los dones extraordinarios, mientras que él mismo nunca habló en lenguas. Su salud decayó rápidamente y en diciembre de 1934 fallecía en Glasgow.

Bib. Enrique Rey, Luz en las tinieblas (Madrid,1981); Arnold Dallimore, The Life of Edward Irving (Banner of Truth, Edimburgo 1983); C. Gordon Strachan, The Pentecostal Tehology of Edward Irving (Hendrickson, Peabody 1988, 2ª ed.).

No hay ningún producto que se ajuste a su selección.

#WebinarsClie
Diccionario imágenes y simbolos